La noche que Dylan pidió a Otis Redding grabar Just like a Woman



Robbie Robertson cuenta el periodo en el que grabaron Blonde on Blonde en Nashville, lugar en el que los músicos locales no les gustaba entonces que otros músicos de fuera vinieran a grabar ahí sus discos.

Para aquel entonces, se había convertido en algo más que una costumbre hacer una versión de una canción de Bob Dylan. Durante las sesiones, Dylan le daba vueltas a quien podría versionar una u otra de sus canciones. Una de las canciones más legendarias de aquel álbum era Just Like a Woman, entonces Dylan preguntó a Robbie quien creía él que podría hacer una versión de esa canción. Inmediatamente, Robbie dijo, Otis Redding.

Más tarde, en Los Angeles, Albert Grossman organizó una reunión entre Dylan, Robbie, Otis Redding y su manager, Phil Walden. Reunión en la que presentaron la idea e incluso, tuvieron la ocasión de tocarla para él. Éste quedó impresionado por la canción y su letra.

Al pasar el tiempo, Otis nunca llegó a publicarla porque según cuenta la legenda no pudo cantar el estribillo, especialmente la frase «her fog her amphetamine and her pearls», la mayoría de las referencias a la misma historia insinúan que la razón era por las alusiones en la letra a las drogas.


No obstante Roberta Flack sí la grabó y publicó esta maravilla de versión. (Para Ana) Aunque un detalle importante del que fijarse en esta versión es, como en el de muchas otras grabadas por vocalistas femeninas, que la primera y la tercera estrofa están cantadas en primera persona, sin embargo, la segunda estrofa, donde aparece el polémico estribillo, la canta en tercera persona.

Javier Ortiz

Soy emprendedor en sextaplanta.com, una agencia digital en turismo y activista en Habitación61.com, blog sobre estrategia digital. Entusiasta de los blogs y de la música, por eso escribo en Dylanitas. Malagueño y padre de 3.